¿Qué Hacer Cuando Te Dan A Probar Vino En Un Restaurante?

¿Qué hacer cuando te dan a probar vino en un restaurante?

Seguro que has sido protagonista de esta situación en más de una ocasión. Llegas a un restaurante, te acomodas en tu mesa y eliges un vino de la carta de bebidas. Cuando llega el camarero con la botella pregunta: ¿quién lo va a probar? Y tu acompañante contesta: él o ella señalando hacia ti. El camarero te sirve vino en la copa y espera tu veredicto. Es entonces cuando te preguntas: ¿y ahora, qué tengo que hacer? ¡No te preocupes! Después de leer este post sabrás perfectamente Qué hacer cuando te dan a probar vino 😉

Tips para saber qué hacer cuando te dan a probar vino

Lo primero de todo es no entrar en pánico y actuar con naturalidad. En este artículo os damos unos consejos básicos para que sepas actuar en estos casos sin miedo a quedar en ridículo.

  1. Sabes lo que te gusta

No hay que ser un gran experto en vinos para saber si un vino te gusta o no, simplemente tienes que confiar en tu paladar y en tus preferencias, con esto, tendrás un acierto seguro.

Aún así, siempre está bien dejarte aconsejar. Dile tus gustos al sumiller, para que pueda aconsejarte y decirte los vinos que tienen en carta y que más pueden asemejarse a tus gustos. Por lo general, un buen sumiller te dirá un vino económico, para que no tengas reparos en pedir más si te gusta.

  1. Piensa en lo que vas a comer

El sabor de un vino debe ir acompañando al de la comida, por eso, si tu no estas seguro de que vino y comida vayan a maridar bien, pregunta al profesional que te atiende. Si pides un vino rioja crianza y te estas comiendo una crema de sabor suave, la intensidad del vino hará que pierdas la esencia de la crema.

  1. No te asustes con el protocolo

Realmente, el protocolo a seguir es lo que más nos asusta. Realizar una cata de vino no es una tarea fácil, pero piensa que lo único que nos interesa, en este momento, es que te guste el vino.

Cuando el sumiller te sirve la copa y se queda esperando, quiere tu opinión, así que no te sientas presionado y sé sincero. Si no te gusta, nadie te va a juzgar.

  1. Disfrutar es lo importante

Una vez que ya se ha pasado todo el procedimiento de degustación del vino, ya puedes relajarte y disfrutar de una fantástica comida y, sobre todo, de un riquísimo vino.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *